Guillermo del Toro festejó con Iñárritu y Leonardo Di Caprio en fiesta de Madonna tras los Oscars

Guillermo del Toro confesó la manera en que festejó tras ganar los dos premios Oscar el pasado domingo por su película The Shape of Water.

En entrevista para Jimmy Kimmel, el mexicano aseguró “lo primero de todo, y lo más importante, es que fui a cambiarme de zapatos y de pantalones. Eso era lo más urgente. Mis zapatos habituales son del tipo que llevaría un enfermero, están muy bien acolchados; pero mis zapatos elegantes eran una tortura”.

Sin embargo, poco después regresó al tema y explicó que mucho más relajado acudió a la fiesta organizada por Madonna, donde cantó Katy Perry, “encontré rápido la comida y la bebida, y me dirigí directo hacia la salida (…) La verdad es que era una fiesta muy concurrida”.

Detalló que entre los famosos que se encontraban en el festejo eran Leonardo DiCaprio y Adrien Brody. “Luego, mientras esperábamos por el aparcacoches, acabamos justo detrás de Elon Musk. Y Alejandro Iñárritu, que estaba conmigo, empezó a hacerle preguntas sobre estaciones para recargar vehículos eléctricos. Yo pensé: Ésta es una buena fiesta”.

En otro tema, cuestionado sobre el motivo por el que su película no fue realizada en español, respondió “fue bastante raro hacerlo en cualquier idioma. Pensé, que ganaríamos Mejor película extranjera“.

Sobre su sentir en el momento en que dijeron que él era el ganador, afirmo´“atraviesas por una burbuja vacía de nada. Pura química corporal (…) Y luego, entras en una realidad súper consciente donde cuentas cada paso, ves los poros de todos, notas el polvo flotando en el aire… es muy especial”.

Finalmente, confesó que esta semana viajará a Guadalajara para visitar a sus padre y celebrar junto a ellos.