Torre Eiffel cierra por segundo día consecutivo por huelga de empleados

La Torre Eiffel se mantuvo cerrada por segundo día consecutivo como consecuencia de un conflicto laboral entre la administración y los trabajadores que gestionan las filas de acceso al icono parisino.

El personal se queja de que el nuevo sistema de reservas por internet agrava las esperas en el monumento, considerado el más visitado del mundo.

La sociedad de explotación de la Torre Eiffel (SETE) anunció en un comunicado que está previsto que las negociaciones con los trabajadores se retomen este jueves.

La gestora dijo ser consciente de la “decepción” de los visitantes ante el cierre del monumento y del impacto de esta situación en la imagen de la ciudad y del país, y aseguró que está haciendo todo lo posible para solucionarla.

La compañía ha apostado recientemente por un aumento progresivo de los billetes adquiridos a través de internet.

En la actualidad, los visitantes que han comprado su billete en línea suben a la torre por uno de los ascensores y aquellos que lo compran al momento en taquilla por otro. En caso de que haya poca afluencia en una fila, el visitante puede pasarse a la otra.

La SETE admitió que la espera de aquellos que compran su entrada por internet es muy reducida porque la gente accede a la hora prevista en el ticket.

Y dijo que la espera de aquellos que compran el billete en la taquilla del monumento es de momento inevitable aunque se irá reduciendo a medida que aumenten las reservas por internet.

En un mensaje publicado en redes sociales, la SETE se excusó por “las molestias ocasionadas a los turistas y les pidió que estuvieran al pendiente de su correo para avisarles de una eventual reapertura del monumento.

En este periodo del año París está en temporada alta turística y la Torre Eiffel recibe un promedio de 25 mil visitantes diarios.

El año pasado el monumento, inaugurado en 1889, recibió 6.2 millones de visitantes.