Este es el Lamborghini Murciélago que se subastó en Los Pinos

México.- Este domingo en Los Pinos, donde apenas hace unos meses era sede de la Residencia Oficial de la Presidencia de la República, se llevó a cabo una subasta de vehículos organizada por el Gobierno federal.

Se subastaron 82 autos de los cuales se lograron vender 65, quedando 17 pendientes para subastas posteriores.

Automóviles de todos tipos se pusieron a la venta, todos con una característica en común, fueron incautados por estar involucrados con actividades ilícitas, en su mayoría con la delincuencia organizada.

Así, en pleno domingo y en el lugar donde habitaron los Presidentes de México desde Lázaro Cárdenas hasta Enrique Peña Nieto, subastaron carros de muy variados tipos y precios, pero fueron los vochitos y un Lamborghini Murciélago los que más llamaron la atención de compradores y asistentes.

El titular del Servicio de Administración y Enajenación de Bienes (SAE), Ricardo Rodríguez Vargas, al presentar los resultados de la subasta realizada en Los Pinos, dijo que fue un evento histórico, no nada más porque marcó formalmente el inicio de los trabajos del Instituto para Devolverle al Pueblo lo Robado, sino por el simbolismo del lugar donde se realizó y también por la gran participación de la ciudadanía.

De acuerdo con el titular del SAE hubo 400 participantes y el precio promedio por el que se vendieron los vehículos fue de 69 por ciento por encima de su valor inicial de subasta.

El vehículo que más euforia causó fue el Lamborghini Murciélago, que tuvo un precio de salida en la subasta de un millón 472 mil pesos, y se vendió en un millón 775 mil, con un sobreprecio de 21 por ciento.

Una camioneta Ford Shelby roja con franjas blancas, se ofertó en un precio inicial de un millón 216 mil y se vendió casi en dos millones de pesos con un sobreprecio de 56 por ciento.

También un Corvette 2016, con precio inicial de 618 mil, se vendió casi en 905 mil pesos con un 48 por ciento adicional.

Otro Corvette 2015, empezó en 347 mil y se vendió en 760 mil, con 89 por ciento de sobreprecio.

Y los vochitos, los Volkswagen, que fueron muy bien recibidos por la gente, fueron los que lograron el mayor sobreprecio; un Volkswagen Sedán 2004 con precio inicial de 30 mil pesos, terminó vendiéndose en 325 mil, lo que significó un sobreprecio de 983 por ciento.

Otro Volkswagen Sedán 1951, tuvo un precio de salida de 253 mil y se vendió en 360 mil con un sobreprecio de 42 por ciento; y el vehículo más barato de la subasta, un vochitocon precio de salida de 10 mil pesos, se vendió en 65 mil pesos, con un sobreprecio de 550 por ciento.

La subasta logró recaudar 28.4 millones de pesos, mismos que se donarán a los dos municipios más pobres del país: Santo Reyes Yucuná y Santa María Zaniza, ambos en Oaxaca. La instrucción del presidente, indicó Ricardo Rodríguez Vargas, es entregar el recurso a la brevedad a estos dos municipios y que se destine a obras de alto impacto.

En la conferencia de prensa mañanera del presidente Andrés Manuel López Obrador en Palacio Nacional, el mandatario dijo que con esta subasta se da inicio formalmente a la operación del Instituto para Devolver al Pueblo lo Robado. 

López Obrador dijo que se decidió que cada 15 días va a haber una subasta, por lo que en dos semanas habrá  una subasta de casas y residencias de lujo que ya se había anunciado; luego, en 15 días más, vendrá otra subasta de joyas y así se continuará cada dos semanas.